Más de 40 días de cuarentena



Hace mucho que ya perdí la cuenta de cuántos días llevamos en cuarentena más de cuarenta si son. Descubrí que es un método de contención de epidemias que data de la edad media con la peste.


Vamos a hacer un experimento, y ponerle sonido a éste post para ver si cambia algo.



 

Se supone que la próxima semana ya empezamos a volver a “la nueva normalidad”, pero no en la Ciudad de México, una de las ciudades más tercas del mundo. Construida sobre islotes, que duró inundada cuatro años. Actualmente hundida. La ciudad quizá se abra hasta el 15 de junio, pero mientras la gente ya salio.


Cuenta la leyenda que en este tipo de epidemias cuando la gente se calma y cree que no se contagiará la gráfica se vuelve una W. El problema es que el chilango promedio es terco. La ciudad te vuelve así. ¿porque no voy a salir? 


Es cierto que ya dos meses encerrado y con la base de la economía mexicana siendo demasiado informal y dependendiente tanto del petróleo como de las remesas las opciones son limitadas y urge volver a la normalidad como era. El problema es que mientras no te guardes más tiempo pasará antes de que dejen salir.

No sé como sea en el resto del mundo pero aquí decidieron implementar un semáforo con nombres medios ñoños rayando en socialismo de ese feo bananero.


La jornada de sana distancia termina el 31 de mayo. (¿ven a lo que me refiero con los nombres?) ahí iniciaremos la “nueva normalidad” con un semáforo de cuatro colores. Rojo los municipios más afectados, ósea la CDMX, porque Iztapalapa es la zona más afectada por contagios. Como aquí es rojo, no nos liberaran hasta después del 15 de Junio si todo sale bien. Los municipios color naranja pueden empezar a moverse, los amarillos están casi listos y los verde “municipios de la esperanza” ya pueden ser normales con precauciones.

 

Suena bien ¿no? El problema es que ya falta una semana para el fin de la jornada de sana distancia, ya nada importa. Si hay un rebrote será hasta septiembre y esos son los meses buenos en la economía mexicana inauguramos con el 15 de septiembre día de la independencia… contagiadero que va haber en la verbena popular del zócalo, ya es otoño y hace frío.  


Seguimos con 31 de octubre Halloween 1 y 2 de noviembre día de muertos ahora con Coco y James Bond lo celebramos con más orgullo que antes. El puente del 20 de noviembre que celebramos la revolución mexicana también es el buen fin, la versión mexicana del Black Friday donde no hay descuentos pero si muuuuchos meses sin intereses y a pesar de que sabes que no hay ofertas abarrotamos las tiendas. Empiezan los frentes fríos, cada vez más crudos con el calentamiento global.  Y entonces empezamos la temporada de posadas y luego navidad. Enero tenemos día de reyes.


Son los meses fríos del hemisferio norte y los mejores para la economía mexicana. En caso de rebrote ¿quien se va encerrar? Obviamente nadie.

No sé no veo esperanza, la vacuna no saldrá este año, mentalicence. Por como veo las cosas

Saldremos al mundo con cubrebocas y gel. Lavarse las manos no es un mal hábito. ¿tendremos una navidad sin abrazos? ¿qué va pasar con el Corona Capital?

Hoy nada más queda esperar y ver. Quizá se sentiría un poco de paz si el presidente se viera más preocupado por cuidar a la gente y a la economía y no los ataques que sufre en redes, pero queda claro que aquí, en Estados Unidos, en Brasil, la India no es muy diferente la situación.


Aquí en México, hay prioridades, la violencia, la  gente, y que tengan un empleo al cual regresar no lo son para éste gobierno.




Publicar un comentario

0 Comentarios