Crear espacios propios





A veces no florece el sentimiento de pertenencia hacia un lugar, en algunas ocasiones es porque no sientes que sea tuyo realmente, es ahí donde hay que ponerle tantita imaginación para personalizar un lugar y dejar tu huella personal y hacer imposible que no se sienta tu presencia en el lugar.

El lienzo en blanco

En este caso, será un pequeño escritorio, sin más chiste, está contra la pared y tiene un librero junto. Cuenta con una superficie amplia para colocar casi cualquier cosa, yo creo que hasta una impresora iría bien pero, honestamente ¿ya quien imprime cosas?

Artículos de decoración

  

Las decoraciones simples son lo que dan un toque único, a los lugares. Son las pequeñas cosas que hablan de ti. aquí entran fotos, recortes, juguetes que no distraigan mucho, porque en este caso tratamos de hacer un espacio que ayude a la productividad ¿no?  botes de lapices con un sello propio. Artículos de oficina coloridos o funcionales o ambos.

La distribución

 

Pues si tienes adornos, fotos, libros de consulta, artículos de oficina este es el momento para ponerse a decorar, pero no olvides dejar suficiente espacio para la computadora y la taza de té o café además de otros instrumentos que puedas necesitar mientras te pones productivo.

 

De esta manera ya te apropiaste de un lugar, donde ahora puedes, en este caso, trabajar a gusto y a tus anchas que además se ve bien porque lo llenaste de cosas que te representan de alguna manera.

Suerte con la decorada (^∀^)

One thought on “Crear espacios propios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *